Opinarg

El tiempo - Tutiempo.net

Boca perdió con Santos y quedó eliminado


14 de enero de 2021

Compartir esta nota en

El conjunto de Russo tuvo un flojo partido y fue goleado por 3 a 0. La final de la Libertadores la definirán los brasileños.

Con un rendimiento sorprendentemente malo, Boca cayó por 3 a 0 ante Santos y quedó eliminado en la semifinal de la Copa Libertadores. El equipo de Russo pagó cara la poca ambición en ambos partidos y fue superado por el conjunto brasileño que liquidó la serie al principio del segundo tiempo.

Antes del minuto Boca ya sufrió la primera llegada de Santos y no tuvo reacción. Sin que sea un ahogo constante, los dirigidos por Cuca dominaron la pelota y el terreno, mientras que el Xeneize intentó, sin éxito, conseguir un contra ataque que le permitiera llegar al arco rival. A los 16’ llegó la apertura del marcador, después de una serie de rebotes, la pelota quedó boyando en el área y Pituca, con una media vuelta, venció a Andrada.

Los locales siguieron dominando pero sin tanta presión, mientras que Boca no lograba combinar una serie de pases que lo acerquen al arco de Joao Paulo, reemplazante de John que atajó en la ida y dio positivo de coronavirus.

Russo intentó cambiar en el entretiempo, pero los ingresos de Buffarini y Capaldo no dieron sus frutos. Incluso fue por el lado del ex lateral de Ferro y San Lorenzo, que a los 4’ el venezolano Soteldo encaró hasta llegar al borde del área y con un fuerte remate al primer palo marcó el segundo. Antes que Boca pudiera reaccionar, Marinho desbordó por derecha y asistió a Braga para que ponga el 3 a 0 a los seis minutos del segundo tiempo.

Si la goleada lo hacía difícil, a los 10 minutos Fabra se hizo expulsar por un terrible pisotón a Marinho y prácticamente hizo imposible remontar la serie. Russo optó por ordenar la defensa e ingresó Emanuel Más por Salvio, mientras que dejó en el banco de suplentes a Cardona y Mauro Zárate.

Cuando Boca logró acercarse al arco rival tampoco tuvo fortuna, una jugada en la que los defensores brasileños consiguieron bloquear tres o cuatro tiros seguidos dentro del área y un tiro libre que el arquero paulista rechazó casi de casualidad fueron las últimas muestras que no era la noche xeneize.

Santos volverá a jugar la final de la Libertadores y enfrentará el 30 de enero en el Maracaná a Palmeiras, en lo que será la primera final entre brasileños desde el 2006. Boca deberá dar vuelta la página rápidamente si quiere aprovechar la final de la Copa Diego Maradona, que disputará el domingo ante Banfield, como un premio consuelo.

Compartir esta nota en