Opinarg

Cafiero destacó el diálogo del gobierno de Alberto Fernández ante diputados


31 de julio de 2020

Compartir esta nota en

El jefe de Gabinete realizó el informe de gestión en la Cámara Baja y criticó a los que tienen un “discurso del odio”.

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, aseguró hoy que "el discurso del odio debilita la democracia" y que, desde esa posición, "no se puede dialogar ni construir nada", al hablar ante la Cámara de Diputados durante la presentación del informe de gestión del Gobierno.

Cafiero puso en valor que el presidente Alberto Fernández, desde que asumió, apostó al diálogo político y, como ejemplo de eso, recordó que el jefe de Estado "se reunió con los jefes de todos los bloques legislativos".

La primera presentación del funcionario ante la Cámara de Diputados para brindar el informe de gestión se extendió por más de seis horas y contó con la presencia de unos 45 legisladores en el recinto y el resto conectado en forma virtual. Cafiero realizó una exposición inicial de una hora y luego escuchó las preguntas de las diferentes bancadas divididas en bloques, que fue respondiendo en cuatro segmentos, donde el mayor tiempo le correspondió a las consultas de Juntos por el Cambio.

Como parte de su discurso inicial, el jefe de ministros dijo que "el discurso del odio" incentiva "al golpismo contra un gobierno, catalogándolo como dictadura, cuando fue democráticamente electo por el pueblo" y entendió que así se "contamina a una sociedad que está asustada y que todos los días pone el hombro para salir adelante".

Cafiero diferenció "el valor de la democracia", que posibilita un debate en el que "hay caminos distintos", al tiempo que detalló las medidas instrumentadas por el Gobierno para hacer frente a los efectos sociales y económicos de la pandemia. En ese sentido, destacó el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE), la Asistencia al Trabajo y la Producción (ATP), la asistencia alimentaria a los sectores más vulnerables, el congelamiento de alquileres y de las cuotas de créditos hipotecarios, entre otras. Consideró, además, que el IFE fue una medida "de escala inédita", dado que benefició "a nueve millones de personas alcanzadas por esta política de ingresos".

"Estamos haciendo un esfuerzo sin precedentes en el Estado", recalcó, y señaló que "a las crisis preexistentes se suman nuevas crisis" y a una economía "que ya venía dañada se suma la amenaza de la pandemia, la amenaza a la vida y al trabajo".

El jefe de Gabinete aseguró también que "en una crisis como la pandemia la sociedad busca respuestas en el Estado" ya que "nadie espera que el mercado distribuya recursos o coordine cuidados específicos".

"No hicimos el aislamiento para enamorarnos, lo hicimos para cuidar la salud y salvar vidas", insistió, y señaló también el esfuerzo del Gobierno orientado hacia el reordenamiento de la producción nacional, con apoyo a las pymes. En el último tramo de su mensaje, Cafiero afirmó: "No vamos a echar culpas, vamos a hacernos cargo y a construir la Argentina solidaria con la que soñamos".

Desde Juntos por el Cambio, que tuvo una hora y media para que sus diputados consultaran al Jefe de Gabinete, platearon temas como "la discriminación, la arbitrariedad y la desigualdad con que se manejan los recursos fiscales; los casos de violencia institucional; los presupuestos universitarios y la asistencia de niños y adolescentes", resumieron en un informe de prensa.

Cuestionaron además, lo que consideran como "la falta de una Emergencia del Turismo; el avasallamiento a la Justicia y el atraso de las causas; la falta de institucionalidad; los haberes jubilatorios; la política cambiaria y antiinflacionaria; la reducción temporal de los salarios más altos de la Administración central, entre otros".

Cafiero le respondió a los diputados de Juntos por el Cambio que "este Gobierno no va a avalar ni encubrir a ningún policía que eventualmente haya estado involucrado en la desaparición de Facundo" Astudillo Castro.

El funcionario rechazó las críticas de la principal bancada opositora en cuanto a que el proyecto de moratoria impulsado por el Poder Ejecutivo sería "un traje a medida" de algunos empresarios, al remarcar que "suena más a medida la ley de blanqueo de capitales" aprobada durante el gobierno de Cambiemos, en 2016.

Compartir esta nota en